Los españoles creen que el cambio climático será el principal problema en 10 años

Imagen de la semana pasada del pantano de Oliana en el termino municipal de Coll de Nargó (Lleida). EFE/ Ramon Gabriel

Madrid, 24 nov (EFE).- Los españoles creen que el cambio climático y el calentamiento global serán los principales problemas del mundo dentro de 10 años, según la «Encuesta sobre tendencias sociales» del CIS, que señala también el hambre, la falta de alimentos y el desabastecimiento como retos a los que deberá enfrentarse la humanidad en la próxima década.

Este estudio que hoy publica el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) pregunta a los españoles por los principales problemas que tendrá el mundo en los próximos diez años y pone de manifiesto la preocupación de buena parte de la sociedad por el cambio climático.

Así, el 17,9 % de los encuestados cree que los problemas derivados del calentamiento global serán la principal preocupación para la humanidad en un futuro cercano, mientras que para un 14,8 % lo será el hambre, la falta de alimentos, la escasez y el desabastecimiento.

La pobreza, las desigualdades y los problemas sociales serán, para un 9,5 % de los encuestados, el mayor problema del mundo dentro de 10 años. Por debajo se sitúan la sequía y la desertificación (6,7 %), el paro, la falta de trabajo, la precarización o la mecanización (6,2 %), el encarecimiento, la escasez y la dependencia de la energía (5,9 %), las guerras (4,9 %) y la crisis económica (4,7 %).

La gran mayoría de los encuestados (el 68,9 %) se muestra convencido de que en la próxima década habrá muchos o bastantes cambios sociales y económicos, aunque para un 40,3 % estos cambios serán, en su conjunto, positivos.

Sin embargo, al preguntar por aspectos concretos, los españoles se muestran más pesimistas.

El 44,5 % opina que en España habrá más paro que ahora; un 68,1 % cree que las diferencias sociales y económicas serán mayores; que habrá más delincuencia (54,3 %) y consumo de drogas (47,3 %).

En cuanto a la relación con la familia, el 55,6 % opina que los lazos familiares serán menores que en la actualidad; que habrá más separaciones y divorcios (63,3 %), menos nacimientos (74,2 %); y más soledad y aislamiento (81,3 %).

También consideran que el deterioro del medio ambiente será mayor (así lo opina el 62,3 % de los encuestados), que habrá más muertes por cáncer (42,4 %), más robots que sustituyan a los trabajadores (84,3 %), y más epidemias graves como la de la COVID-19 (40,9 %).

El 64 % de los encuestados piensan que a diez años vista habrá menos creencias religiosas que en la actualidad, que aumentará el interés en las cosas materiales (el 59,4 %), más mujeres en puestos de responsabilidad (80,5 %), más integración de las personas con discapacidad (71,4 %), mayor libertad sexual (64,4 %), pero también más violencia (58,5 %).

A nivel mundial, los españoles creen que habrá más desigualdades entre países pobres y ricos (un 64,1 % así lo afirma), más guerras y conflictos internacionales (44,8 %) y más personas que emigren de los países pobres a los ricos (72,1 %).

El CIS pregunta la opinión de los encuestados sobre el uso de robots industriales y de sistemas automáticos de trabajo y el 78,1 % considera que su uso en el futuro aumentará mucho o bastante, mientras que un 46,4 % teme que este hecho dará lugar a un aumento del paro.

El teléfono móvil y el smartphone son los objetos que mejor identifican y simbolizan la época actual para el 47,4 % de los españoles, seguidos por el ordenador o el portátil (13,6 %).