Petro llega a la Presidencia colombiana con incógnitas en el gabinete ministerial

Fotografía cedida por la Presidencia de Colombia que muestra al presidente electo de Colombia Gustavo Petro (d) y al presidente saliente Iván Duque, este 5 de agosto de 2022. EFE/Presidencia de Colombia

Bogotá, 5 ago (EFE).- Los invitados internacionales a la investidura del presidente electo de Colombia, Gustavo Petro, comenzaron a llegar este viernes a Bogotá donde el próximo domingo tendrá lugar el acto de posesión del que será el primer mandatario de izquierda del país.

Uno de los primeros en llegar fue el canciller de El Salvador, Félix Ulloa, quien fue recibido en el aeropuerto internacional El Dorado por el viceministro de Relaciones Exteriores de Colombia, Francisco Echeverri, informó la Cancillería.

Echeverri también dio la bienvenida, en la base militar de Catam, anexa a El Dorado, al ministro de Asuntos Exteriores de Brasil, Carlos França, quien tiene previsto reunirse mañana con el canciller designado de Colombia, Álvaro Leyva, para discutir «las perspectivas para la agenda bilateral», que es intensa sobre todo en lo comercial.

También llegaron hoy a Bogotá el titular de la Secretaría General Iberoamericana (Segib), Andrés Allamand; el secretario ejecutivo interino de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Mario Cimoli, y el expresidente paraguayo Fernando Lugo.

A la investidura de Petro está previsto que asista una decena de jefes de Estado, lista que encabeza el rey Felipe VI de España.

Entre los presidentes que asistirán figuran los de Chile, Gabriel Boric; Argentina, Alberto Fernández; Ecuador, Guillermo Lasso; Paraguay, Mario Abdo Benítez; Bolivia, Luis Arce; República Dominicana, Luis Abinader; Panamá, Laurentino Cortizo, y Costa Rica, Rodrigo Chaves.

El primer mandatario en llegar será la presidenta de Honduras, Xiomara Castro, quien es esperada esta noche en Bogotá.

El viceministro Echeverri también recibió en el aeropuerto al vicepresidente de Irán, Seyed Mohammad Hosseini; al primer ministro de Curazao, Gilmar Simon Pisas, en representación del Reino de los Países Bajos, y al canciller de Serbia, Nikola Selakovic.