Ruud doblega a Arnaldi y se enfrentará en semifinales a Etcheverry

EFE/ Alejandro Garcia

Barcelona, 19 abr (EFE).- El noruego Casper Ruud, que este sábado disputará por primera vez las semifinales del Barcelona Open Banc Sabadell-Trofeo Conde de Godó contra el argentino Tomás Etcheverry, aseguró que este año se ha marcado el objetivo de «terminar en el top-8 y jugar finales».

EFE/ Alejandro Garcia

«Cada año intento mejorar. De Barcelona 2022 a Barcelona 2023 no mejoré tanto como del año pasado a este. En los últimos seis meses he dado pasos en la dirección correcta, tanto física como mentalmente y a nivel tenístico. Este año el objetivo es intentar terminar en el top-8 y jugar finales», afirmó la sexta raqueta mundial.

El tenista italiano Matteo Arnaldi durante el partido contra el noruego Casper Ruud en los cuartos de final del Barcelona Open Banc Sabadell-Trofeo Conde de Godó. EFE/Alejandro García

Ruud admitió que el curso pasado no fue fácil para él: «Sabía que sería duro porque tenía muchos resultados que defender y no lo hice tan bien como en 2022, pero tampoco terminé muy decepcionado por acabar undécimo en la ATP. Este año lo estoy haciendo bien e intentaré seguir mejorando, porque todos los jugadores lo hacen».

El noruego, que jugará la tercera semifinal consecutiva tras caer en la penúltima ronda en Estoril y ser finalista en Montecarlo, admitió que sería «fantástico» ganar el título esta vez y se mostró «emocionado» por alcanzar por primera vez las semifinales en su cuarta participación en Barcelona.

Asimismo, el tercer cabeza de serie del Godó celebró el hecho de haberse podido «tomar la revancha» este vienes en los cuartos de final contra el italiano Matteo Arnaldi (6-4 y 6-3), que le había derrotado el año anterior en Madrid en el único precedente entre ambos.

«El año pasado perdí contra Arnaldi en Madrid y haberme podido tomar la revancha es una buena sensación. Mañana disputaré por primera vez las semifinales en Barcelona, será un día emocionante e intentaré dar mi mejor versión», afirmó.

Ruud recordó que, en aquel partido, el italiano le derrotó, «porque venía de la fase previa y no le había visto mucho» y le superó «con muchos ‘winners'» a los que no pudo responder. «Ahora lleva un año en el circuito y hay más partidos para analizar», apuntó.